Coto de setas en el Alto Oja

La zona del Alto Oja, en la cual se encuentra Ezcaray está ya trabajando para hacer un coto conjunto de setas, de manera que en toda la zona habrá las mismas normas, evitando así lo que sucede ahora, pues estamos en una situación en la cual cada municipio tiene normas propias a la hora de recolectar setas.

DOCU_GRUPO

Hay quien puede pensar que es un abuso acotar un bien que sale en el campo, pero lo cierto es que la situación se ha descontrolado en los últimos años, en los que han aparecido auténticas mafias que se dedican a destrozar el campo con el fin de vender las setas.

En el caso de los níscalos, un hongo que es muy abundante si el año es bueno, se han dado casos incluso de amenazas por parte de estas mafias, que en muchos casos están compuestas por rumanos, al resto de aficionados para acaparar todos los níscalos de la zona.

Yo mismo he presenciado abusos en los pinares, con grupos de personas que lo levantaban todo con rastrillos, con la finalidad de encontrar todos  los níscalos rápidamente, imagino que con la finalidad de venderlos.

Ahora mismo sólo hay una zona acotada en Igea, término en el que se reserva una zona, a cambio de 3.000 euros anuales, a unos aficionados catalanes, que se desplazan todos los años a la comarca para disfrutar de las setas.

No sé si os parecerá bien o mal la iniciativa, pero sea como fuere lo cierto es que habrá que ir acostumbrándose, pues dados los abusos cometidos y los problemas con los cazadores, parece que el futuro está en acotar las zonas, para que los aficionados a las setas dejen dinero en los pueblos.

Este dinero vendrá muy bien para fijar población, arreglar caminos e incluso arreglar los destrozos de algunos de estos “aficionados”, ya que como en todos los colectivos, en el caso de los aficionados a la micología hay gente de todo tipo.